24 de mayo de 2019

Escapada de 3 días al Pirineo francés (I): Gargantas de Kakueta y restaurante Chilo

¿Tienes planes hoy?
¿Cómo llegamos al Pirineo francés? ¿Por qué elegimos este destino? ¿Cuándo fuimos? ¿Qué vimos? ¿Dónde nos alojamos, comimos, cenamos? Todas estas preguntas y varias anécdotas son las que vamos a responder en esta entrada y la siguiente. Porque esta corta escapada realmente forma parte del final del viaje que realizamos en el verano de 2018. Un viaje que nos llevó desde Madrid, en coche, hasta Bretaña y Normandía (Diario del viaje Bretaña y Normandía)

Cascada Kakueta senderismo vasco frances Pirineos Franceses ruta fácil escapada

Después de un viaje como aquel, durante 17 días, éramos conscientes de que íbamos a necesitar unos días de descanso antes de volver a casa. Como íbamos con nuestro propio coche decidimos, a la vuelta, hacer lo que nosotros denominamos “el descanso del viajero” en un lugar cuyo protagonista fuera la naturaleza. Y así acabamos en una casa en medio del campo, pero que pertenecía al pueblo de Barcus, territorio histórico vasco-francés de Sola (Aquitania, Francia).

Alojamiento Pirineo Frances Callary Park escapada Francia turismo

Elegimos una casa con piscina porque nuestra intención era, básicamente, tirarnos a la bartola con buenas vistas, un bañito por aquí, otro bañito por allá y tres o cuatro paseos. Pero como nos suele pasar, no fuimos capaces de mantener tanto reposo y acabamos visitando lugares coquetos, algún paisaje realmente precioso y un restaurante genial. Y, sobre todo, acabamos viviendo momentos realmente divertidos, en parte, gracias al alojamiento que elegimos, que nos ha regalado recuerdos inolvidables.

El resumen de lo que realizamos durante los tres días fue:

Día 1: Llegada desde Poitiers a Barcus, bienvenida en el alojamiento, baño en la piscina, cena en mesa compartida y noche bajo trillones de estrellas.

Día 2: Ruta de senderismo a la Garganta Kakueta, tarde de piscina, y cena espectacular en el restaurante Chilo.

Día 3: Navarrenx - Oloron - Tienda Lindt - L'Hopital Saint Blaise.

Día: Desayuno en alojamiento y vuelta hacia Madrid con parada en Jaca. 

Últimamente se ha hecho muy popular el término de “slow life”, sí así somos, hacemos “roadtrip”, buscamos “slow life” y damos “tips” sobre viajes y, lo peor es que, esto se estandariza tanto que a veces te cuesta encontrar la palabra en castellano para definir lo que quieres contar, drama total… Luchamos contra ello, pero es difícil sucumbir muchas veces. Y una vez hecho el desahogo continúo con lo que os íbamos a contar, que lo de disfrutar de un “turismo tranquilo” , pausado, relajado es muchas veces necesario. Porque hay muchas formas de viajar y cada una tiene su momento.

Escapada Pirineo francés Atláncios vasco-frances turismo viaje que ver

Sobre esta escapada vamos a hacer dos entradas, va a seguir un poco la estructura de los diarios de viaje, pero agrupando el primer y segundo día en esta, y en la próxima el tercer día y regreso. No vamos a hacer una entrada solo de preparativos del viaje porque como os comentábamos veníamos de Bretaña y Normandía y esto simplemente fue un desvío en el camino.

De todas maneras, a modo de resumen deciros que llegamos en nuestro propio coche, como ya habíamos indicado. Que el alojamiento que elegimos, y va a ser bastante protagonista en estos relatos, fue Callary Park en Barcus, un chalet regentado por un matrimonio de británicos que tienen 3 habitaciones disponibles en su casa de campo. 

Alojamiento con encanto Escapada Pirineo francés

Las tres noches que estuvimos allí solo se ocuparon dos, la nuestra y la otra, que iba rotando con nuevos viajeros. Los desayunos estaban incluidos y se hacían en una mesa   de comedor  todos juntos y por las noches, si lo deseabas, te preparaban la cena ( y qué bien la preparaban) Si los otros huéspedes habían elegido cenar allí, pues todos juntos disfrutábamos de aquel instante. De los mejores momentos de la estancia, por cierto.

La habitación no era muy grande, pero sí suficiente. No tanto el baño, lo bueno es que te pillaba a mano el lavabo, inodoro y ducha, ni una paso los separaba a los tres. 


La casa disponía de una piscina con horario libre de baño y el agua un poco fresca y alrededor de la casa un jardín bastante hermoso, que el que no escribe y yo tuvimos la oportunidad de conocer al detalle por una anécdota que pasó la segunda noche de estancia y contaremos en la próxima entrada.

Para llegar a este alojamiento tienes que adentrarte en una carretera estrecha rodeada por kilómetros de laderas verdes, por donde parece que no hay nada más que un tractor que nos encontramos varias veces. 

El lugar es realmente bonito y está tan solo a 3 km del pueblo. El día de nuestra llegada lo hacíamos sobre las 19.30 horas. En un correo previo nos habían preguntado si íbamos a querer cenar allí, al decirles que sí, no había mucho horario que elegir, las 20.00 horas es el momento de cenar en Callary Park. El detalle es que antes de reservar la cena nos hicieron llegar lo que sería el menú de aquella noche, todo muy profesional.

En treinta minutos, incluyendo presentaciones “jijis” y “jajas” no nos quedaba demasiado tiempo antes de la cena. Lo cierto es que para ser británicos nos pareció hasta buena la hora, porque nos temíamos que nos hubieran dicho que había que cenar antes.

Alojamiento Pirineo frances escapada de 3 días

Aquel día no sabíamos cuál era la dinámica de la cena en aquel lugar, así que después de que “el que no escribe”, que como os he dicho en otras ocasiones lleva una madre dentro, deshiciera su maleta, mientras yo le miraba medio tumbada desde la cama, movil en mano, bajamos al comedor a la hora en punto (ya se sabe lo de la puntualidad británica, algo que confirmaríamos después) y nos encontramos una mesa puesta con cuatro cubiertos enfrentados unos a otros. Vaya, pues parece que no estábamos solos para cenar.

Y sí, así de entrada aquella noche, al menos, el castellano iba a fluir, porque una pareja de valencianos se cruzaba en nuestro camino .  Ellos venían de Luxemburgo, Paris y Alsacia, en su coche, parece que el descanso del viajero nos unía. Con la diferencia de que ellos a la mañana siguiente continuaban su camino hacia Valencia y nosotros nos quedábamos. La conversación fluyó.

Cenamos muy bien, esa mujer tiene mano en la cocina, y buen gusto. Entrante de higo caliente enrollado de jamón serrano sobre una cama de lechuga. De principal, pechuga de pollo con champiñones y verduritas.  De postre un tiramisú riquísimo y café. 20 euros por persona el precio de la cena, que de verdad estab muy buena y que encima mientras la mujer cocinaba el hombre nos iba sirviendo con toda su amabilidad, además de ambientarnos con música y una pantalla con imágenes del lugar. Todo muy sorprendente.

Antes de que nos levantáramos de la mesa, el anfitrión ya había ido a la zona de la piscina, a la que se accedia directamente desde el salón-comedor, a encender unas cuantas velas que repartió por los exteriores e iluminar la piscina. Si eso no es ponerle cariño para que tus anfitriones se sientan bien…

Y no le podíamos hacer el feo de no salir un rato a fuera y sentarnos en sus hamacas a la luz de las velas después de ese empeño, vale, nos moríamos por hacerlo también, lo reconocemos…

Subió un poco más la música ambiental para que llegara al jardín y allí estuvimos hasta que notamos el silencio, ya nada sonaba  y nos pareció que nos mandaban un mensaje críptico que nos decía “venga majos, a dormir ya, se acabó la estancia romántica por hoy, que me quiero acostar”, serían las 23.00 horas. Aunque él nos sonreía amablemente.Nos pareció una hora razonable para el retiro a nuestro aposentos.

A la mañana siguiente el desayuno nos esperaba, por supuesto en la misma mesa que la cena anterior. Allí coincidimos de nuevo un trocito de Valencia con un trocito de Madrid, nos deseamos buen viaje mutuamente y cada uno tomamos un destino. 

Antes de salir nos preguntaron si cenaríamos en el alojamiento esa noche, les comentamos que habíamos oído hablar maravillas de un restaurante que había en el pueblo, Chilo, se llamaba y habíamos reservado. Nos puso cara de “qué gran elección” y mirada de sorpresa porque lo conociéramos y nos comentó que a ellos les iba perfecto porque esa noche, al menos la mujer, tenían algún plan.

Escapada 3 días pirineo frances que ver visitar Francia naturaleza

Y con la agenda cerrada nos fuimos a disfrutar un poco de la naturaleza, concretamente el plan era conocer la cascada Kakueta. Si estáis cerca de este lugar os recomendamos muchísimo que os acerquéis a conocerlo, porque es un lugar precioso. Si os gusta la naturaleza y los paisajes os encantará.

La garganta de Kakueta se encuentra en un paraje protegido en el País Vasco-francés, a unos 40 minutos de Barcus, pero por ejemplo si estáis cerca de la frontera por la zona de Navarra también pilla muy a mano.

Ruta  Senderismo Garganta Kakueta pirineo frances francia escapada viaje

El recorrido total de ida y vuelta es poco más de 4 kilómetros, y se trata de una garganta que tiene habilitadas unas series de pasarelas durante un tramo y que como premio final te regala la vista de la bonita cascada Kakueta y acaba en la Gruta. El agua brota casi de cualquier rincón, hay tramos de sendero, otros con algún tunel… Muy entretenida, pero no apta para sillas ni carritos.

Ruta  facil cascada Kakueta garganta francia pirineos senderismo

Hay algún tramo en el que ambas paredes de la garganta están separados por escasos 3 metros de distancia. 

Ruta Cascada Kakueta escapada senderismo trekking Francia

Un paisaje verde, frondoso, de gran belleza y con muchísima humedad ambiental, por cierto. ¿Esto qué implica? Que hay tramos bastante resbaladizos, por lo tanto, aunque sea un recorrido totalmente accesible y corto, llevad un calzado apropiado para realizarlo. Mi fobia a “deslizarme” me hizo pasar algunos momentos tensos, que solo me ocurrieron a mi, cierto, pero que no era la única que deslizaba también es cierto. Así que si os planteáis este recorrido que no falte el calzado adecuado.

Ruta Cascada Kakueta senderismo pirineo frances turismo escapada paisajes

Esta garganta no es visitable durante todo el año, solo durante la temporada del 15 de marzo al 15 de noviembre pertenece abierta. Hay que dirigirse hacia Sainte-Engrace y seguir las indicaciones hacia las cascadas (dejamos ubicación). Tiene tienen habilitado un enorme aparcamiento gratuito para dejar el coche.

Pero no todo es gratuito, en este caso adentrarte en la naturaleza tiene un precio de 6 euros persona. Ya cada vez nos sorprende menos esto, todas las gargantas internacionales que hemos visitado hasta la fecha tenían precio.  Los niños pagan a partir de los 7 años (4,50 euros en 2018). 

Ruta Cascada Kakuetta senderismo ruta viaje turismo

No es un lugar muy popular, pero en cambio en algunos lugares hemos leído que es una de las gargantas más salvajes (difícil pensar en esto pagando entrada y con un aparcamiento a unos metros, pero bueno) y bonitas de Europa. Lo cierto es que a nosotros nos encantó, la conforma un paisaje muy pintorescos, a ratos te transmite una imagen tropical, a ratos una imagen montañosa. Se entremezclan diferentes elementos que la hacen muy atractiva.

Ruta Cascada Kakuetta senderismo pirineos Francia

Para adquirir la entrada a la zona desde el aparcamiento se asciende por la carretera hasta el Bar “La Cascade”, allí dentro pagas el importe, y unos metros antes desde una caseta te piden que muestres el ticket. Desde ahí comienza un camino en descenso importante y la ruta se da por comenzada.


Ruta Cascada Kakuetta senderismo Pirineo Francia vasco frances

Podéis llevaros vuestro picnic para comer allí, hay muchos rincones idílicos, pero si necesitáis más comodidad también se puede comer a la vuelta en el propio bar que vende la entrada, o bien, justo antes de llegar al bar (a la vuelta) hay una especie de mesas tipo merendero para quién necesite más infraestuctura. Nosotros no la necesitamos, pero acabamos allí tomando nuestra comida.


La subidita de vuelta desde el lago (y zona de merenderos) hasta el bar es corta, pero tiene una inclinación estupenda para bajar la comida en cuestión de minutos.

Y como aquel día nos encontrábamos en modo “descanso del viajero”, decidimos teníamos que aplicarnos un poco más en esa faceta, quitarnos los pantalones de montaña y las botas e irnos al alojamiento a darnos un baño antes de disfrutar de la cena que nos esperaba en el restaurante del que os vamos a hablar a continuación.


Así, hacia las 15.30-16:00 estábamos en la piscina, dándonos unos baños solos en la piscina como dos campeones.

Ruta Cascada Kakuetta pirineo Frances senderismo

A las 20.30-21.00 más o menos teníamos reservada mesa en el Restaurante Chilo, en Barcus.  Teníamos buena referencias del lugar, más o menos a la altura del precio, sí altito. Pero bueno, a nosotros lo que es el mundo gastronómico, nos suele dar grandes alegrías y total, estábamos clausurando, casi, el super viaje del verano 2018, así que un buen homenaje nos merecíamos.

Restaurante Chilo Barcus Pais Vasco frances Francia gastronomia comer

Y sí, el precio de la carta es elevado, tiene también la opción de un menú que fue por lo que nosotros optamos, que incluía platos de la propia carta. El menú incluía dos entrantes  a elegir uno, dos platos principales a elegir uno y dos postres a elegir uno. En nuestro caso decidimos pedir todos los platos, así podíamos probarlos sin excepción.

Restaurante Chilo Barcus Pais Vasco frances Francia gastronomia comer

Restaurante Chilo Barcus Pais Vasco frances Francia gastronomia comer

La experiencia en el Restaurante Chilo aquella noche fue maravillosa, tienen una preciosa terraza en la que te cae la noche encima sin que casi te des cuenta. Un ambiente muy agradable, un servicio impecable, a pesar de tener nuestras dificultades para entendernos,  y gastronómicamente nos gustó mucho también. Por supuesto, hubo platos que estuvieron por encima de otros, pero de forma global nos alegramos muchísimo de ir.

Restaurante Chilo Barcus Pais Vasco frances Francia gastronomia comer

Restaurante Chilo Barcus Pais Vasco frances Francia gastronomia comer

Fue muy divertido aguantar la compostura con la presentación de cada uno de los platos, en francés, en la que nos narraban ingredientes y forma de cocinado de cada elaboración. Bueno, imaginamos que eso nos decían, como suele ser habitual que hagan.Algo entendimos y todo, o eso creemos.

Lo dicho, no es un restaurante cualquiera, tiene algo especial (a pesar del precio jaja) y cerró aquella jornada de una forma maravillosa.

Restaurante Chilo Barcus Pais Vasco frances Francia gastronomia comer

Restaurante Chilo Barcus Pais Vasco frances Francia gastronomia comer

Del restaurante a nuestro alojamiento no nos separaban ni 10 minutos en coche, eso sí, 10 minutos por monte cerrado y carretera estrecha, lo bueno, que a parte de nosotros nadie más nos encontramos por el camino.

Cerramos aquella noche de nuevo bajo las estrellas, con todo el atrezzo montado por parte de nuestros anfitriones para que pudiéramos cerrar un día de la mejor manera posible.

Al día siguiente, de nuevo no supimos quedarnos quietos y descubrimos nuevos rincones de la zona por la mañana, además de pasar una tarde-noche en el alojamiento de lo más “entretenida”....

¿Tienes planes hoy?

Cascada Kakuetta senderismo pirineos atlanticos francia trekking



22 de mayo de 2019

17 días en Bretaña y Normandía. Día 17: Poitiers - Burdeos - Pirineo francés

¿Tienes planes hoy?
Pues sí, tras 18 entradas (contando con esta), llega el final del diario del viaje en coche de Bretaña y Normandía, que no el final de las vacaciones de verano. Nos hemos pasado los dos últimos meses hablando de Francia y sus encantos y, para cerrar el diario vamos a hablaros un poco de Poitiers y hacer un balance de la experiencia, aparte de dar paso a las próximas entradas sobre la escapada al Pirineo francés.

roadtrip Potiers viaje Francia en coche que ver

Aquella mañana, la última, despertábamos en Poitiers y antes de partir hacia el Pirineo francés, donde pasaríamos los siguiente tres días, queríamos pasear un poco más por la ciudad de Poitiers, luego teníamos que parar en Burdeos (donde se puede decir que casi empezó este viaje) para recoger el trípode que nos habíamos dejado olvidado en el apartamento y llegar a nuestro nuevo lugar de retiro entre naturaleza, en Barcus, País Vasco francés

El desayuno en el hotel, del que os hablamos en la entrada anterior, nos da suficientes fuerzas para comenzar el día. No se planteaba esta etapa muy intensa, bastante coche y una buena ocasión para hacer un balance de nuestro roadtrip por Bretaña y Normandía.

En el hotel nos permiten dejar el coche estacionado en su aparcamiento hasta que nos fuéramos, así que cargamos las maletas en él y nos vamos a dar un paseo matutino por Poitiers.

Poitiers viaje francia turismo que ver Francia

En la mañana, la ciudad tenía más vida que la tarde anterior, aunque era temprano y todavía estaba un poco adormilada. La ubicación del hotel era tan buena que en un minuto estábamos en la plaza del ayuntamiento. Desde allí, ponemos rumbo hacia la catedral callejeando.

Iglesia Notre-Dame la Grande Poitiers turismo que ver viaje Francia

En el camino se cruza la Iglesia de Notre-Dame la Grande, la misma que habíamos visto la noche anterior iluminada por la noche. Para nosotros resultó ser la verdadera joya de Poitiers. Su fachada exterior es maravillosa, pero si entráis en el interior aún hay capacidad para sorprenderse más. Creo que nunca habíamos visto anteriormente una iglesia policromada como lo estaba esta, ni con la belleza tan especial de este templo. 

Iglesia Notre-Dame la Grande Poitiers turismo viaje Francia

Desde aquí, continuamos nuestro camino hacia la catedral, esta vez lo hacemos bajando por la Grand Rue, de la que se dice en algunos sitios que es la calle más antigua del mundo, en otros se dice que es la más antigua de Europa de la que se tiene referencia (s.IX) como calle… Cada vez que damos con un “el/la más” hay que estar muy atento, porque suelen llevar detrás alguna coletilla del tipo “la calle residencial más antigua de Europa habitada ininterrumpidamente” como pasaba en Wells (Inglaterra) por ejemplo. 

La Grand Rue es una calle estrecha en pendiente, con comercios tradicionales que parecen llevar años y años viendo pasar diferentes generaciones por sus escaparates.

Poitiers viaje Francia turismo que ver

Entramos a la catedral de Poitiers, después de haber visto la iglesia de Notre Dame la Grande, sus recuerdos eclipsan, para nosotros, este templo, pero aún así bien merece una visita, forma parte de los monumentos históricos de Francia y sus vidrieras son preciosas.

Catedral Poitiers viaje Francia turismo

Muy cerca de la catedral se encuentra el Baptisterio, nosotros no entramos en su interior, la entrada es de 3 euros, solo lo contemplamos desde fuera, pero se dice que es el monumento cristiano más antiguo de todo occidente

Baprtisterio Poitiers viaje Francia turismo

Y entre las callejuelas y callejuelas regresamos a recoger el coche para emprender el camino hacia el Pirineo con un desvío a Burdeos para recoger el trípode. 

Desde hace años, hablar de Poitiers casi va unido a hacerlo de Futuroscope, nos planteamos visitarlo, la verdad, pero nos exigía un día más de viaje por allí y tras escuchar diferentes opiniones decidimos dejarlo al margen. Si vais a pasar por allí, en función de vuestro tiempo e intereses, puede que sea una visita que queráis realizar.

Poitiers viaje Francia turismo roadtrip

Dos horas y cuarenta minutos, y 20 euros de peaje, separaban Poitiers de Burdeos. Hacia allí emprendimos el viaje. Con la tensión que pasamos el día que olvidamos, en el apartamento de Burdeos, el trípode por fin lo íbamos a recuperar. Qué bonito fue llevarlo de viaje para no poderlo usar… 

Poitiers viaje Francia turismo

Habíamos quedado a las 16:00 en la puerta del apartamento con la propietaria, así que nos vimos obligados a parar a comer en un área de servicio de esas de Francia que parecen auténticos resorts, con sus duchas, baños, columpios, bosque, tienda, merenderos… y no esos apartaderos de asfalto que tenemos por aquí en el que los coches pasan a 120 y te vuelan las servilletas de papel.

Atravesar Burdeos en coche, si no lo dijimos en las entradas que hablábamos de la ciudad lo decimos ahora, es un castigo. Una tortura que sirve como penitencia para cualquier pecado terrible que hayas podido cometer. Los semáforos están perfectamente sincronizados para que tengas que parar en cada uno de ellos y, encima, hay muchos. 

Burdeos viaje Francia turismo

Recogimos el trípode y el vestido. Y, de nuevo, a cruzar Burdeos lentamente, muy lentamente.

Nuestro siguiente destino fue bautizado como “El descanso del viajero”, nos dirigíamos a Barcus, localizado en los Pirineos Atlánticos y perteneciente, todavía, a la región de Aquitania.

Ahora nos quedaban otras dos horas y cuarenta y cinco minutos, hasta Pau, por autopista (27,50 euros), a partir de ahí viajamos por carreteras comarcales, luego caminos asfaltados, senderos también asfaltados... Unos paisajes de ensueño. En resumen, un camino precioso. Desde la autopista hasta el hotel, nos llevó una hora, curva tras curva, pero no se hacía nada largo. El que no escribe decía disfrutar con la conducción.

Alojamiento Pirineo frances Aquitania roadtrip Francia

Llegamos al hotel, bueno, a la casa sobre las 19:30. Un lugar en medio de la nada, con unas vistas que quitaban el hipo. Una casita con piscina rodeada de verde por todos los lados, cuyos anfitriones son una pareja de británicos encantadores y muy particulares.

Comenzaba el descanso del viajero, que nos regaló tres cenas a cuál más atípica y divertida, alguna experiencia surrealista, mucho chocolate, una cascada paradisíaca, unas noches de ensueño… Y eso os lo contamos en las próximas entradas.

Lo que sí podemos decir es que, aquella noche, tras la cena, salimos a la zona del jardín, los propietarios habían puesto velas y la pequeña piscina estaba iluminada. Se veían infinitas estrellas y no, no me estoy poniendo cursi, es que bajo esa situación hacíamos balance de la experiencia por Bretaña y Normandía.

Experiencia viaje Bretaña Normandia turismo diario Francia roadtrip

Diecisiete días atrás cogíamos el coche desde Madrid y comenzábamos a cruzar parte de España y Francia. Nuestras expectativas sobre el viaje no eran concretas, sabíamos que era una zona de pueblos bonitos, de tradiciones. Sabíamos de la mochila histórica que Normandía llevaba sobre ella. Sabíamos algo de creppes y nada de galettes. Realmente no teníamos ni idea de francés, y seguimos sin tenerla, aunque hemos aprendido pequeñas expresiones y conceptos que han sido como un oasis en medio del desierto en algunas ocasiones. 

Locrona viaje Bretaña y Normandia turismo Francia

Cuando sabíamos que había pueblos bonitos, y muchos los habíamos visto en imágenes, no imaginábamos lo que nos iban a llenar cuando estuviéramos allí. Pero los ojos se nos han puesto del revés algunos días. Hemos encontrado lugares tan especiales y hemos pasado noches tan geniales que no podemos hacer otra cosa que no sea sonreír al recordarlos.

Bretaña viaje turismo experiencia

Cuando fuimos no sabíamos de la amabilidad de los bretones, los resaltamos a ellos, porque en Bretaña principalmente hemos quedado prendados de su carácter y su actitud con respecto a los visitantes extranjeros. 

Nos hemos sorprendido con los alojamientos a los que hemos ido a parar, desde el que tenía el armario al lado del inodoro, el que tenía unas escaleras con una pendiente del 80%, que ha sido de los más divertidos, o los idílicos que iban desde lo más moderno hasta el más bucólico. 

Experiencia Bretaña y Normandia turismo viaje

Bretaña nos ha llevado cada día por itinerarios que parecía que te trasladaban a otra época, nos hemos acercado a su costa salvaje, azul y verde, y también hemos visto cómo, para los locales, 21 grados es una temperatura ideal para de darse un chapuzón. 

Hemos visto lo que de verdad es una subida y bajada de marea. Sí, no de esas que si te despistas te mojan la toalla, no. Hemos visto como el agua rodeaba el mágico Mont Saint-Michel a las 23:00 y aquel concurrido lugar era invadido por el único sonido del agua. También hemos podido comprobar, cómo el mar desaparecía y se perdía, dejando kilómetros de arena desnuda. El Mont Saint-Michel es magia.

Experiencia viaje Bretaña Normandia turismo Francia diario

Nos hemos emocionado en Normandía, hemos sacado de los libros de texto el drama de la Historia y la guerra para traerlos a la realidad. Nos hemos adentrado en una batería militar, algo que, en mi caso, pensé que no sería de gran interés para mí y que, sinceramente, me conmovió. Aunque no tanto como acercarnos a los cementerios donde te invades de una realidad que parecía hojas de libros que un día leíste o imágenes de películas que algún día viste. 

Hemos aprendido aún más historia, porque estando allí cada vez queríamos leer más, no solo de Normandía, de Bretaña, de sus pueblos, de su gente, de las tradiciones, de algunos monumentos.

Viaje Bretaña Normandia turismo roadtrip experiencia

Hemos comido, madre mía, y qué bien lo hemos hecho. He descubierto que no hay crepe más rico en el mundo mundial que el de caramelo y mantequilla salada… 

Gastronomia viaje Bretaña Normandia turismo

Nuestra primera experiencia llevando nuestro propio coche desde Madrid nos ha encantado, ha sido como una sensación relajante y de libertad, donde puedes llevar lo que te de la gana sin tener que ir disfrazado al aeropuerto con 150 capas de ropa y los bolsillos llenos de gadgets que no caben en las maletas (aunque luego nos vayamos dejando las cosas olvidadas por ahí).

En fin, hemos vuelto conquistados, una vez más, por Francia. Queremos más, no será en este año, o al menos no está planificado (ya tenemos elegido el próximo roadtrip), pero esperamos que no sea mucho más tarde.

Bretaña y Normandía hicieron de nuestro verano 2018 algo inolvidable…

Diario viaje blog roadtrip Bretaña Normandia turismo

Si quieres saber cómo continuó el viaje durante el “Descanso del Viajero” no te pierdas las dos próximas entradas… (prometemos, al menos, momentos divertidos).

¿Tienes planes hoy?

Bretaña turismo viaje roadtrip experiencia viaje



10 de abril de 2019

17 días en Bretaña y Normandía. Día 16: Chartres - Orleans - Poitiers

¿Tienes planes hoy?
Y ahí estábamos, ni en Bretaña, ni en Normandía, a tan solo un día de acabar con la parte del viaje que os contamos en este diario, porque realmente, al día siguiente, acabaríamos en el Pirineo Francés para pasar tres noches de descanso rodeados de naturaleza (descanso que luego no sería tanto descanso, pero eso también os lo contaremos, solo que en otras entradas).

Orleans Viaje Francia en coche roadtrip Loira turismo

Ya no estábamos ni en Bretaña ni en Normandía, pero esta etapa del viaje también formaba parte de él, ya que, al viajar con nuestro propio coche desde Madrid, emprendíamos la vuelta a casa, eso sí, sacándole todo el provecho posible. Vimos que tanto Chartres, como Orleans o Poitiers, podrían ser ciudades que bien merecían una visita y nos llevaban, de forma bastante natural, hacia las montañas del descanso.

Chartres visitar viaje en coche Francia turismo que ver

A Chartres llegamos la noche de antes. En la entrada previa a ésta os hablamos de la ciudad y la famosísima catedral que parece reinarla. La tarde anterior nos había dado tiempo a visitarla por dentro y ver un espectáculo de luz que se proyectaba sobre su fachada en la noche.

Chartres lugares bonitos cerca de Paris viaje Francia en coche

Aquella mañana, antes de salir hacia Orleans, que sería nuestra próxima parada, queríamos darnos un paseo de nuevo por Chartres, porque nos pareció una ciudad con bastante encanto y, además, acercarnos a la zona del río, que a esa no llegamos a tiempo la tarde anterior.

Chartres alojamiento diario viaje turismo Francia

Nos levantamos en la mejor habitación que habíamos tenido hasta la fecha, cristalera por todos los lados, esas cosas que te dan ganas de vivir. El desayuno, en el salón de la casa, estuvo muy bien. Mucho gusto en las zonas comunes y buen desayuno. Charlamos otro rato con los anfitriones de la casa y nos dijeron que podíamos dejar el coche aparcado en el jardín mientras nos dábamos otro paseo por la ciudad. 

Chartres que ver imprescindible viaje roadtrip Francia

La tarde anterior, pensamos que Chartres no tenía demasiado ambiente por haber llegado cuando el comercio ya se encontraba cerrado. Nuestra sorpresa fue que, a la mañana siguiente, el comercio y el ambiente estaban prácticamente igual que por la tarde.

Viaje Chartres turismo Francia roadtrip

Pero no importó, pasamos delante del mercado de Chartres, sus callejuelas, y pusimos rumbo a la parte baja de la ciudad, a orillas del río Eure. Allí hay un paseo que permite ir por la orilla del río y observar la bonita estampa que forman algunas de las casas y molinos que se encuentran en el camino. 

Chartres viaje en coche Francia diario ciudades bonitas Loira

Desde la zona baja de la ciudad se obtienen unas preciosas vistas de la ciudad, nos pareció un paseo super recomendable.

Chartres lugares bonitos Francia diario viaje en coche turismo

Y tras este paseo matutino, volvimos al coche, definitivamente, Chartres había sido un lugar ideal para hacer noche. Nos llevábamos, además, el privilegio de haber visitado una catedral maravillosa que, por cierto, dicen que sobrevivió a los bombardeos de la II Guerra Mundial gracias a un soldado americano que la frenó, proponiendo entrar en su interior para comprobar que no estaba ocupada por los alemanes. Después del registro fue salvada de su posible destrucción.


Por cierto, que no lo habíamos dicho, pero está solo a unos 80 km de París.  Y a una hora de Chartres estaba Orleans. Ese era nuestro siguiente destino. 

Chartres río viaje turismo cerca Paris diario Francia

Si vais a hacer una visita a Orleans durante el día, nos parece súper recomendable para estacionar el aparcamiento que hay en el Centro Comercial Parc d’Arc (está en el mismo lugar que la Estación Central), si salís hacia la Rue de la République estáis en el centro de la ciudad. Si realizas alguna compra en el centro tienes 2 horas gratis y el resto las facturan. Nosotros aprovechamos para comprar algo para comer y bebida y, al final, el aparcamiento para toda nuestra estancia fueron 2,70 euros. Nos resultó comodísimo. Esperamos que os sirva de ayuda.

Si cuando visitamos Ruan, Juana de Arco se coló en nuestras vacaciones, lo haría de nuevo en Orleans. Esta ciudad está muy vinculada con el personaje histórico, que la liberó del asedio inglés durante la Guerra de los 100 años. 

Visitar Orleans Loira viaje Francia turismo que ver coche

La primera calle que conocemos de Orleans fue la Rue de la République, una calle semipeatonal en la que solo convive el tranvía con los peatones. Una avenida amplia y comercial que, a aquellas horas, estaba a medio fuelle, porque la mayoría de ciudadanos se encontraba comiendo.

Orleans que ver Place du Martroi viaje Francia Loira

La Rue de la République nos lleva directos a la Place du Martroi. Las dimensiones de la plaza son importantes, más de 9.000 metros cuadrados. En el centro, una escultura ecuestre con la protagonista de la ciudad, Juana de Arco. A la derecha, una “O” dorada de Orleans, donde los pocos turistas que se veían a aquella hora, nos queremos sentar, apoyar y hacer mil fotos. ¿Qué tienen las letras que nos vuelven locos últimamente? Se nos está yendo de las manos el tema, que ahora el que más o el que menos tiene una letra colgada o apoyada por algún rincón de la casa… 

Volvamos al viaje y a la plaza, en esta plaza tiempo atrás, se llevaban a cabo las ejecuciones. 

Ciudades Loira Orleans que ver viaje Bretaña Normandia turismo

Desde la Place du Martroi, tomamos una de las callecitas que sale y nos muestra, aunque estemos en la zona del Loira, los entramados de madera coloridos que nos han acompañado durante las semanas pasadas por Bretaña y Normandía. 


Antes de darnos cuenta, salimos a la calle que nos muestra la imagen más bonita, para nuestro gusto, de Orleans. Probablemente, también de las más populares. Desde la calle de Juana de Arco, se ve al fondo la fachada de la Catedral de Orleans. En nuestra visita, la calle estaba decorada con unas banderas.

Como véis, Juana de Arco se cuela constantemente aquí, de hecho, popularmente fue conocida con el sobrenombre de “la Doncella de Orleans”. En esta ciudad se encuentra también la que fue su casa. Realmente, Juana de Arco no era oriunda de la ciudad, vivió allí 10 años solamente y, como os contamos en la entrada anterior, murió quemada en Ruan.

La ciudad de Orleans sufrió una gran rehabilitación a partir del año 2000, parece ser que previamente no gozaba de mucha fama de seguridad tampoco. Pero se pusieron manos a la obra y la imagen que nosotros nos trajimos de ella fue muy buena en ese sentido.

Es una ciudad tranquila, también. No encontramos demasiado turismo, ni demasiada gente por sus calles, a pesar de la cantidad de turismo que atrae el Valle de Loira cada año al país.

Catedral Orleans visitar turismo francia ciudades monumentales Loira

Entramos en el interior de la catedral. Viniendo de la de Chartres o Rennes, no nos pareció tan espectacular, pero nos gustó mucho también. Sus vidrieras y estilo gótico nos atrapó.

Interior catedral Orleans viaje Francia lugares bonitos roadtrip

Después de visitar la catedral, decidimos comer en la plaza en la que se encuentra, era un poco tarde para la hora que allí se estilaba, pero como llevábamos nuestras famosas ensaladas de mediodía, estábamos a salvo. Y así hicimos, nos acoplamos y vinieron a comer junto con nosotros un par de avispas de estas que se encariñan y no hay manera de deshacerte de ellas. ¡Cómo sería para que todavía me acuerde de ellas!

Orleans viaje Francia turismo Loira roadtrip

Seguimos descubriendo más rincones de Orleans tras la comida. Ponemos rumbo al río. Río que, en cierta medida, fue responsable de que Orleans, durante un tiempo, fuera conocida como la ciudad del vinagre. Se especializó en él, siendo su producto principal. Y, en parte, esto ocurrió porque cuando llegaba el vino a la ciudad a través del río, lo hacía ya picado y con ese toque avinagrado. Actualmente la cosmética es su industria principal.

Loira Orleans viaje Francia turismo coche que ver

Desde el río Loira, vamos paseando por la ribera hasta llegar al Puente George V y desde ahí cogemos la Rue Royale, caracterizada por sus soportales.

Que ver en Orleans turismo Francia Loira ciudades monumentales

Nuestro próxima misión es la búsqueda de la casa de Juana de Arco. Visitable, pero nosotros solo queremos verla por fuera. Lo mismo nos pasó en Winchester (Inglaterra) con la de Jane Austen, o en Stratford Upon Avon (Inglaterra) con la de Shakespeare. Que no somos mucho de entrar en las casas de fallecidos, ya veis. Creo que en la única casa histórica que hemos entrado en nuestros viajes extranjeros fue en la de Ana Frank (Ámsterdam).

Orleans casa Juana Arco Loira que ver ciudades con historia viajes

De Orleans a Poitiers, lugar en el que haríamos noche, nos separaban dos horas y media de viaje. Eso marcaba el momento en el que debía finalizar nuestra visita. En este caso, nos alojábamos en un hotel del centro de la ciudad y la recepción no era tan exigente en cuanto a la hora de llegada, pero los restaurantes no te esperan y nosotros queríamos cenar en condiciones.

Orleans viaje Francia en coche roadtrip turismo que ver imprescindible Loira Bretaña Normandia

De Orleans a Poitiers, nos toca pagar peaje en dos ocasiones, el total de la gracia, 23 euros. Teniendo en cuenta lo que pagamos cuando estábamos yendo hacia Bretaña hasta llegar a Nantes, pues tampoco nos extrañó.

Alojamiento Poitiers Ibis Style viaje Francia en coche

El alojamiento en Poitiers era un Ibis Style. Ubicación perfecta, en todo el centro, zona peatonal, de hecho. Pero si reservas aparcamiento se puede entrar con el coche hasta allí. Nos asignan una habitación muy amplia, especialmente amplia porque está adaptada para personas con movilidad reducida. Nos sobra cuarto por todas partes, pero resulta comodísima para la estancia allí.

Alojamiento Poitiers viaje Francia turismo que ver diario

Por aquellos días, el cansancio se notaba, ese movimiento constante de lado a lado, poco a poco, va pasando factura. Teníamos un ratillo antes de cenar para darnos un paseo por los alrededores, del centro e ir pronto a cenar.

Poitiers que visitar viaje Francia en coche ruta roadtrip

De Poitiers, os hablaremos un poco más extensamente en la próxima entrada, porque ¿a qué no lo adivináis? A nuestra llegada Poitiers es otra ciudad tranquila, donde los comercios han cerrado y casi no se ve gente por la calle.

Poitiers plaza ayuntamiento que ver viaje turismo diario

Estamos un rato por la plaza de Poitiers, donde se encuentra el ayuntamiento. La tarde caía con una luz preciosa. Luego callejeo por la zona hasta llegar a la catedral que, por suerte, estaba cerrada, porque, aquel día, de lo que más ganas teníamos era de sentarnos a cenar e intentar ser conscientes de que era la última noche, como tal, de la aventura de ir con el coche de un lugar a otro, para descubrir un lugar nuevo cada día que te levantabas. Creo que hasta que no hemos hecho viajes de este tipo no hemos sido conscientes de lo que es sentirse nómada, aunque sea por unos días.

Catedral de Poitiers turismo viaje en coche Francia roadtrip

Paseamos un poco más por las calles sin tener muy claro qué nos parecía Poitiers, era totalmente diferente. Decidimos que dedicaríamos la mañana siguiente para descubrirlo mejor y nos fuimos a cenar.

Poitiers viaje Francia que ver ruta ciudades roadtrip

En el hotel nos hicieron diferentes recomendaciones en función de la comida que ofrecían. La mayoría de locales estaban al lado de la plaza y del hotel. Nosotros elegimos la Brasserie 16 Caftons. ¡Y en qué momento!

Comer en Poitiers gastronomia viaje Francia

¡Qué buenísimo estaba todo! Tuvimos que tirar de traductor de google para intuir qué pedíamos, de hecho, hasta pregutamos por Instagram en modo ayuda de emergencia por un término que no llegábamos a entender. Al final nos dió igual, de perdidos al río. Los platos elegidos fueron cerdo, cocinado fuego lento con puré de patatas y una salsa espectacular. Y ternera con especias, riquísima, y patatas fritas. Medio litro de vino, era fuertecito, pero rico. Y para culminar aquello una crème Brule brutal , qué sabor, qué textura tan delicada, qué placer… En serio, estaba espectacular. 54 euros la cena. Todo esto disfrutado en una mesita de estas que parece que van a ser incomdísimas porque estas sentado en línea, mirando hacia el frente, en una terraza, y que resultó ser idílica, aunque al que no escribe le llegaran las rodillas casi a la barbilla.

donde Comer en Poitiers Brasserie  viaje Francia diario

No podía haber mejor cena para terminar el roadtrip, ahora, os lo adelantamos, en las entradas que hagamos de nuestra estancia en el Pirineo, que fue donde fuimos después, las cenas no iban a tener desperdicio, tanto por la comida como por las experiencias, a cuál más divertida.

Parece que en Francia hay una especial afición a dar luz a las noches. En Poitiers, un nuevo espectáculo de luz nos esperaba. En este caso había que acercarse a la Iglesia de Notre-Dame la Grande, cuya fachada se ilumina, cada noche de verano, policromando su fachada hasta el mínimo detalle, poco a poco y paso a paso.

Iglesia de Notre-Dame la Grande iluminada noche Poitiers imprescindibles, turismo

De este templo os hablaremos en la próxima entrada, es una joya tanto su exterior como el interior y, si tenéis oportunidad, os recomendamos que lo visitéis tanto por la noche, si está iluminada, como, por supuesto, de día. Más o menos estuvimos unos 20 minutos allí, sentados en el suelo de la plaza en la que se encuentra.

Desde allí, en apenas unos 10 minutos estábamos en la cama, caímos redondos, a la mañana siguiente descubriríamos, de verdad, Poitiers y tocaba desviarnos de nuevo a Burdeos. ¿Os acordáis del trípode perdido allí el tercer día de viaje? Íbamos a luchar por él. ¿Lo recuperaríamos? (aquí contamos cómo lo perdimos). Y, por último, os enseñaremos el rincón en el que haríamos noche y pasaríamos los siguientes tres días en el Pirineo francés…

Poitiers noche que ver turismo viaje Francia ciudades bonitas

Muchas cosas queríamos hacer en un día y teníamos unos cuántos kilómetros que recorrer. Aquella noche, con la cena que nos dimos, nada de eso nos preocupaba… Al día siguiente la suerte proveerá… 

¿Tienes planes hoy?

Chartres viaje Francia turismo que ver y hacer roadtrip itinerario


Coprights @ 2016, Blogger Templates Designed By Templateism y modificado y adaptado por ¿Tienes planes hoy?| Distributed By Gooyaabi Templates

¿Tienes planes hoy? Tiene todos los Derechos de Autor de Contenido Reservados (imágenes y texto)